Ir al contenido principal

EL PEOR ADVERSARIO

-



Ella volvió a desoírse, a hacer caso omiso a ese pensamiento subliminal que orillaba en su mente desde temprano.

No podía discernir con claridad aquella media lengua que se le expresaba insistente, mientras planeaba la estrategia para defender el proyecto de trabajo de la empresa.

No creía en ese proyecto, varios detalles no estaban siendo tenidos en cuenta o groseramente dejados de lado, pero ya no había tiempo para seguir haciendo retoques sobre el mismo, faltaba media hora para la exposición y era inamovible.

Y así es, que cuando no había transcurrido más de veinte minutos de su defensa, los cuestionamientos del auditorio la pusieron en aprietos… ya era tarde, sintió que no estaba colmando las expectativas y que sus dudas eran las mismas que iba trasmitiéndole a los presentes.

El proyecto no fue aprobado.

La echaron de su trabajo por no haber sabido defender el proyecto a pesar de las falencias.

-Hay estrategias de distracción que te hubiera permitido salir airosa- Le dijeron.

Y allí, tal vez demasiado tarde, pudo oírse y entender las señales que emanaron de su más sabio interior, cuando preparaba la presentación.



“En el arte del Tai Chi Chuan el primer principio es el de distinguir el lleno del vacío. Si todo el cuerpo se apoya sobre la pierna derecha se dice que está llena y la izquierda vacía y viceversa. Los movimientos giratorios no se realizan con ligereza, con agilidad y sin esfuerzo si no se sabe distinguir entre lleno y vacio; los desplazamientos se hacen pesados y torpes, el cuerpo pierde estabilidad y uno puede ser fácilmente desequilibrado por el adversario.”


A menudo somos nuestros peores adversarios. Cuando subidos a la vorágine y las exigencias ajenas, no tenemos el suficiente valor para escucharnos a nosotros mismos.

-

Comentarios

  1. Tan importante como escucharse a uno mismo es tener sentido propio para escuchar. No perderlo es el primer arte, escucharlo el segundo, aplicarlo y serle fiel la plenitud.

    ResponderEliminar
  2. Seguro me va a servir esta lectura. Me siento en un "hogar dulce hogar" cuando visito tu blog. No se si sea porque siempre veo tu foto y me gusta tu sonrisa o porque el fondo de tu blog es blanco. Como sea te mando un respetuoso y cariñoso abrazo. Definitivamente prefiero un abrazo a un beso en la mejilla. Es mas reconfortante.

    ResponderEliminar
  3. La publicidad más efectiva es la que hacemos de nosotros mismos, a partir de nuestras convicciones.

    Hay partidos que se pierden en el vestuario, y carreras no ganadas ya antes de la largada.

    La lucha contra uno mismo es la más difícil de vencer.

    Publicaste otra maravilla, que remueve hasta los cimientos de quienes venimos y leemos.

    Un abrazo gigante, MAGA sin hache.


    SIL

    ResponderEliminar
  4. Creo entender la metáfora (Tibia) de tu texto, y por eso te animo a que sigas siento tú misma, aún a riesgo de que los que te escuchen no te entiendan.
    Decía uno de estos sabios con los que convivimos sin darnos cuenta que: "Lo importante no es escuchar lo que se dice, sino averiguar lo que se piensa".
    Salu2

    ResponderEliminar
  5. Está claro.
    No se puede defender algo en que uno no cree.
    Eso va al fracaso antes o después.

    Besos.

    ResponderEliminar
  6. A veces por defender lo indefendible, perdemos la brújula sobre quiénes somos realmente.
    Saludos doña Magah!

    ResponderEliminar
  7. Tanta razón en tus palabras!! Bravo!!

    Saludos!

    ResponderEliminar
  8. A VECES NO SABEMOS ESCUCHARNOS... NO SABEMOS QUE ESA VOCECITA ES LA NUESTRA... Y SE DESCOMPENSA LA VOZ...

    UN ABRAZO...

    ResponderEliminar
  9. No podemos escucharnos nosotros mismos porque hay mucho ruido en el exterior y el interior aun no tiene ese vacío del que habla Lao Tse el Tao Te King.
    Preciso y apropiado para distinguir el ruido del silencio.
    Un abrazo maguita!!

    ResponderEliminar
  10. Hermosa historia. Pero mucho me temo que la protagonista estaba escuchando otra voz más profunda y más antigua que le decía : "sé valiente y no engañes, perderás el trabajo, pero serás fiel a ti misma; no defiendas aquello en lo que no crees, la estrategia es para los que viven para la empresa, el dinero y el poder. Tu, sigue siendo persona".
    Me encantó, de verdad.

    ResponderEliminar
  11. Siiii... !!! totalmente de acuerdo, y lo que pasa es que no nos escuchamos a nosotros mismos.
    Uno percibe, sino lo hace por los canales mas comunes como ojos o oidos, lo percibe con el resto del cuerpo, y sabe lo que no va. Pero entra en funcionamiento la razón y desoye eso que está sonando fuerte dentro. Es como esa vocecita interior que nos dice que puede ser SI y que NO, y que generalmente callamos o desoimos.
    Ya aprendí!!!
    A los tortazos, pero lo aprendi.

    Está muy bueno eso de distinquir el lleno del vacio.

    un beso

    ResponderEliminar
  12. Totalmente de acuerdo.
    Somos nuestros peores adversarios, nuestros más insistentes enemigos.
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Muy cierto. Las veces qeu uno no se escucha, pierde.

    El año pasado fue parte de un trabajo autoimpuesto empezar a creer en esa vocecita interior.

    Creo que este año tengo que seguir con el mismo trabajito!


    besos

    ResponderEliminar
  14. Impresionante post, Magah... Fijate que la seguridad y sabiduría se adquieren también con el tiempo.

    No podemos vender NADA que no hayamos "comprado" previamente.

    Abrazotes, me encantó tu entrada GENIA!


    P.D. Cuando tengas un ratito lee esta entrada en Libros que si bien habla de la comunicación, tiene mucho que ver con tu post: http://lennylibros.blogspot.com/2010/02/la-isla-de-los-5-faros.html

    ResponderEliminar
  15. Si crees en ti misma... seguro venceras cualquier contratiempo!!!
    Lo importante es sentir que si crees en ti... ahi esta el principio de todo equilibrio...
    Besos cielo, que tengas un bello dia!!!

    ResponderEliminar
  16. Es cierto, en la velocidad con la que se vive lo primero que nos olvidamos es de nosotros mismos
    Sólo creyendo en nosotros es como podemos avanzar
    Pero a veces es tan difícil.....

    ResponderEliminar
  17. Es cierto que a veces las circunstancias nos empujan a cumplir con unas expectativas que no son las nuestras. Y por lo general es difícil defenderse a tiempo. Cada experiencia, buena o mala, sirve de algo.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  18. Cuanta razòn MAGUUUUUU,cuanta!!!!

    Me sè mi peor enemiga,mi peor victimario,mi màs cruel contrincante...

    Aunque muy probablemente lo peor es que no encuentro las armas cuando tengo que defenderme de mì misma... :(

    P.D.:Sip,hoy tenemos un dìaaaaaaaa!!!!
    jajajajaajajajajaj

    BESITOS ZEN

    ResponderEliminar
  19. Sabés, Magah. Tengo casos en mi vida que demuestran esto que decís y, sin embargo, a veces no puedo escucharme, prefiero preguntar, ver qué dicen los otros, no tomar la decisión. Qué pena. Será así. Me gustó esto y me gustó la frase que elgiste para acompañar. un beso grande!

    ResponderEliminar
  20. En tango se va pasando el peso de una pierna a otra y siempre en cada paso se debe volver al centro equilibrando el centro, de no hacerlo corres el riesgo de llevar arrastrado al compañero.

    Me acorde mientras te leía. Al final la vida también se trata de eso.

    Besos.

    ResponderEliminar
  21. cuantas clases de Tai Chi me faltan en la vida? Innumerables. Debo aprender a creer en mí mismo y en lo que hago...
    Un beso.

    ResponderEliminar
  22. Esa lengua subliminal, tan sabia, que talvez nos marca un rumbo totalmente distinto, muchas veces se mezcla con otras voces, menos personales... y caemos en q lo hicimos igual x pensar como otros pensaban. Nada más alejado del camino que debemos llevar. Hay adversarios que, con plena confianza, deberíamos facilmente desequilibrar, no?
    Besos.

    ResponderEliminar
  23. Sabias palabras,
    tener el valor de
    escucharnos a
    nosotros mismos.

    Besos.

    ResponderEliminar
  24. Helena Currual, machi de la reserva mapuche de quila huasi me contó una historia. Me dijo que hacía un tiempo los duendes habían escondido al alma humana, a modo de juego para ver si las personas la encontraban. Lo cierto es que algunos sugerían sitiarla en la montaña más alta. El cacique dijo que tenía un mejor lugar. Otros en el fondo del lago. El cacique dijo tener un mejor sitio. Otros enterrarla en las tierras más áridas. El cacique bajo la vista.Al alzarla dijo que si se escondían dentro de ellos mismos, dificilmente la hallarían. Sólo algunos pocos pasarían las miserias para alcanzar el tesoro.
    Así sucedió, según los mapuches, como algunas personas deambulan sin alma.

    ResponderEliminar
  25. Habrá que hablar, entonces, con la mejor parte de uno y acallar al miedoso, al egoista, al que vive en piloto automático.
    Buena reflexión para este día de insoportable lluvia.

    ResponderEliminar
  26. compañera, hoy sus comentaristas son casi tan interesantes como su blog; por lo que se ve que a "su" proyecto sí lo defiende bien.

    venía yo, lluviosa, a decirle que no me gusta esa despedida del laburo qe habla de capangas y esclavos, pero si me gusta que no haya podido defender lo que no la convencía: aunque lo intentara, pudo mas su propia idea del asunto.

    me gusta lo que escribió Ricardo.

    aunque sea cierto lo que escribió Bigud.

    sin embargo, puesta a opinar, me parece que cuando somos nuestros proios adversarios es cuand no nos permitimos ser libres en pensamiento, palabra y obra, aunque cueste mas que el celeste.

    besos

    ResponderEliminar
  27. Desde luego, podemos actuar, incluso representar el mejor papel de nuestra vida y recibir aplausos, premios y arribar a nuestras metas laborales.
    Pero en ese caso sólo triunfa el histrión...sujeto que alguna vez baja del escenario.

    Cuando los proyectos nacen de nuestras más profundas convicciones, no hay con qué darles!

    Besos Magah!

    ResponderEliminar
  28. si yo no compro el producto y quedo conforme, mal puedo venderlo después. Es así sin dudas

    es como la autoestima, si la tengo bien en alto, salgo y me "como" al mundo, sino, mejor ni me asomo porque me devoran seguro

    beso Magah

    ResponderEliminar
  29. .. Es cierto que somos nuestros

    peores adversarios; y que si ap

    rendemos a convivir, podemos ll

    egar a ser nuestros mejores ami

    gos; y asi convertir paulatinam

    ente, nuestros miedos en incert

    idumbres. Lindo blog. BESO <3

    ResponderEliminar
  30. Soy una asérrima politeísta y uno de mis dioses es la intuición. El camino de uno es el de uno, no hay otro. Y como bien usted dice -a veces- nos subimos a cualquier bondi (por presiones puras y justificables, pero que no pertenecen a nuestra escencia).
    Me encantó la frase de la derecha, me remontaste a años anteriores cuando la tenía escrita en la billetera, para verla mucho y poder aprenderla. Al pedo! la aprendí tiempo después (sin presiones).

    Saludos desde Mundo Aquilante!

    ResponderEliminar
  31. Es el primer paso de todo aquel que quiera lograr cosas y proyectos afianzados por la confianza que le tenemos, priMagah, así es!

    Por eso, al momento de decidir el nombre de mi emprendimiento nació Poderama, por poder amar lo que hacés, porque sino, tarde o temprano, flaquea con las propias incertidumbres de estar haciendo algo que no nos apetece.

    Brindo por los logros basados en mantener aquello que gustamos en la vida.

    Bello como siempre tu escrito, pone a pensar.

    Besos!

    ResponderEliminar
  32. siempre somos nuestros peores adversarios o enemigos

    me dejaste pensando

    lindísimo escrito magah

    beso grande

    ResponderEliminar
  33. No es suficiente con oirse, hay que saberse escuchar. Y eso está al alcance de muy pocos en esta vida.

    El resto somos meras comparsas del ruido ;)

    Besos silenciosos

    ResponderEliminar
  34. Importante siempre: escucharse a uno mismo, sentir nuestras emociones y seguir nuestro dictado.

    Besitos

    ResponderEliminar
  35. Parece una radiografía del gobierno...

    ResponderEliminar
  36. Nunca aprobaría un proyecto que presenta un tipo como yo.

    ResponderEliminar
  37. Que verdad tan bien descripta y en que momento me llega... sinceramente creo que estoy sobre mi pie izquierdo.
    Hermoso, como siempre.
    Besos eternos.

    ResponderEliminar
  38. Luego de un torneo de Kung-Fu, el sifu Jarett Perelmutter pidió que levantaran la mano todos los que habían ganado. Mi mano quedó abajo y me preguntó si entendí porqué perdí. Le expliqué qué fallas tuve, qué debilidades descubrió mi contrincante y cómo se aprovechó de ellas. El hombre bajito me levantó la mano como a un campeón y como me notó desconcertado dijo: "Perder es salir de una experiencia sin haber aprendido nada".

    A menudo somos nuestros peores adversarios,
    D.

    ResponderEliminar
  39. Me encantò magah...
    Verdad,hay que escucharse...y escuchar,me dejaste pensando.
    abrazos!

    ResponderEliminar
  40. Ah las exigencias ajenas! y sumadas a las propias...doble error y doble desgaste!

    Cuanto cuesta a veces diferenciarlas..y aún despues de diferenciadas guiarse por cualquiera de las dos..que son dañinas!

    besotes

    ResponderEliminar
  41. Magah

    Que lindo relato!!!!

    Me pusiste a pensar y eso que para mi todavía es muy temprano (7.30 am).

    Creo que lo voy a imprimir y me lo voy a pegar en el escritorio, antes de contestar que si a algunas exigencias.

    Cariños

    ResponderEliminar
  42. Me gusta lo del tai-chi. Pero me resulta como un libro de instrucciones. Apenas aprendo algo mi pajarito interno quiere volar, y ellos quieren que me salgan las plumas.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Si no leíste, no comentes...

Entradas populares de este blog

SEXO POR METRO

No entraba aire por la ventana del cuarto, estaba abierta de par en par pero el ambiente estaba enviciado, como el mismo Buenos Aires en esos últimos días de diciembre, oscuro, pegajoso y malhumorado. Tratar de leer a la luz de la vela se convertía en una tarea harto difícil, sin embargo no podía abandonar la lectura, despatarrada en la cama y con la cabeza apoyada sobre una pila de almohadas que me aproximaban a la llama de la vela: “…Dejé que pasaran unos minutos y volví a asomarme por la ventana para espiarla. Adele ahora estaba dándome la espalda yse quitaba el vestido, lo levantó despaciodesde la falda y lo estiró por sobre su cabeza, la cual quedó tapada en el mismo momento en que se iban descubriendo sus nalgas redondas y rosadas, preciosas, ahí, al final de esa espalda eterna que se empequeñecía en extremo a la altura de la cintura. Tuve que hacer un esfuerzo por ahogar los suspiros que batallaban por salir de mi boca…” De repente me desperté sobresaltada por unos gemidos que ent…

CUALQUIERA DE NOSOTROS

Ultimamente suelo encontrarme tratando de hacer asociaciones entre cada palabra de los anónimos recibidos y personas de mi pasado. Trato de descubrir muletillas omodismos que lo revelen, pero cada posible asociación cae por su propio peso y me encuentro sin nada.

Como dijo D. ese  "Mañana me cuentas"a mí también me hace pensar en que el tipo no es de acá, pero resulta que su correo me parece bien argentino, yahoo.com.ar,y su nombre, A. I., podría ser de cualquier lado. Me pregunto si será hombre o mujer, y me he quedado pensando en el comentario de M: “¿Acaso no somos todos anónimos en la red?"Y si, lo somos, algunos del todo y otros a medias, lo que me lleva a concluir que el anónimo podríamos ser cualquiera de nosotros. Tras ese pensamiento y queriendo huir de él,agarré la bicicleta y me fui hasta el rio. Me iba a venir bien salir de casa y ventilarme un poco de mis ideas. El cuerpo se me helaba al ir llegando a la costa. Me cansé de pedalear, me tiré en el pasto y traté…

LOLA 3 a.m. Deducciones y Postre.

- 3 a.m.
En el preciso instante que Lola se incorpora de manera repentina en su cama, sobresaltada, Ulises se levanta cual resorte en su cucha.

Lola sale de entre las sabanas, se pone una camiseta larga, y va hasta la heladera, solo encuentra una manzana, la friega en su ropa y le da un primer mordisco. El jugo cae de entre sus comisuras.

Vuelve al cuarto, saca su notebook de abajo de la cama y la enciende. Ulises a su lado, sin quitarle la vista de encima.

- ¿Me querés decir Ulises por que carajo fingimos orgasmos?... Leo en Palabras Descalzas al respecto y lo que más me ha sorprendido no es que nosotras finjamos, ya que yo también lo he hecho, lo que me ha dejado de la nuca es que los tipos lo saben y que además ellos también fingen. ¿Cómo se llama esta película “Mentime que me gusta”?
El perro ladea la cabeza.
- Los que dicen saber que fingimos, dicen no saber por que lo hacemos o que prefieren eso a sentir que se cojen una bolsa de papas, o a pensar que tienen un frígida en la cama o l…